5.jpg
Se lo conoce también como el castillo de Buda, uno de los más importantes iconos que nos podemos encontrar en un recorrido por la ciudad de Budapest. En el pasado servía como palacio real, y por ende era el sitio en el que se hospedaba la realeza húngara.

En el caso de que lleguen de vacaciones en esta temporada a esta maravillosa ciudad deben saber que son muchas las atracciones, pero no deben dejar de visitar este castillo medieval que guarda los más importantes secretos de la historia de este país. Una de las cosas que más nos han llamado la atención es que se puede recorrer casi por completo, a diferencia de otros castillos europeos en los que no se permite el acceso a las secciones que se presentan como las más interesantes por decirlo de alguna manera.

Los tours funcionan todos los días de la semana y hay descuentos para quienes presenten pasaporte de la unión europea, aunque vale la pena recalcar que no se trata de una excursión cara ya que ronda los 10 euros por persona.
Foto vía:untl